buena-alimentacion

Consejos para una buena alimentación

Si quieres alimentarte bien y te preocupa tu cuerpo, apuesta por el pescado y los mariscos para comer o cenar. Hay muchas buenas razones para consumir los productos del mar. Aquí te dejamos 7 razones del porque debes consumirlos:

Tienen un bajo aporte Calórico 

Los pescados blancos contienen unas 80 calorías por 100 gramos, y los azules aportan, debido a que presentan como mínimo un 6% de grasa, entre 120 y 200 calorías por 100 gramos. Una porción de pescado aporta proteínas de muy buena calidad con un menor contenido de calorías que otro tipo de carnes.

Es muy Saludable

El pescado casi no tiene grasa y menos calorías que un filete o cualquier plato de fritos como croquetas o papas fritas. El pescado además aporta “grasa buena”, rica en ácidos grasos omega 3.

Ayudan a bajar el colesterol dañino

Gracias a los ácidos grasos se pueden reducir el colesterol LDL o colesterol dañino, así como los niveles de triglicéridos, si se disminuye el consumo de grasas a la vez.

Es un alimento apto para todas las edades

El pescado es nutritivo, rico en proteínas completas, contiene buena fuente de grasas insaturadas, es fuente de minerales como fósforo, potasio, sodio, calcio, magnesio, hierro y yodo, de vitaminas del grupo B (B1, B2, B3, B12), y los más grasos, de las A y D.

Ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares

Protegen el corazón y las arterias con una reducción considerable del riesgo de enfermedades cardiovasculares. La cantidad recomendable para obtener los citados beneficios es de entre 2 y 3 gramos semanales de ácidos grasos Omega 3, lo que se consigue tomando pescado de 1 a 3 veces a la semana.

Ayudan al crecimiento y desarrollo corporal

Al ser una buena fuente de proteínas, son indispensables durante las etapas de crecimiento corporal. En la infancia, la adolescencia, el embarazo y la lactancia el desarrollo del ser humano exige un mayor aporte proteico respecto a otras etapas de la vida.

Es un alimento muy fácil de digerir

Con proteínas poco fibrosas y con su contenido de colágeno bajo, resultan mas tiernos y fáciles de digerir. Si se tiene en cuenta el contenido de grasa, los pescados son muy fáciles de digerir por el cuerpo humano.